menu_superior

LA FORMACIÓN EN TESTING

morguefiles_formacion

Photo courtesy of Kenn W. Kiser (http://www.morguefile.com/archive/display/89284)

He escrito muy poco sobre la formación y certificación de testing, lo cual es imperdonable ya que realmente es una actividad que he ejercido con mucha frecuencia durante mi carrera profesional. De hecho, tengo la doble perspectiva por que es la única que he ejercido a ambos lados de la mesa: como profesor y como alumno. En este post voy a inaugurar la categoría “Formación y certificación” y lo voy a hacer hablando a nivel más general de la formación en testing. Dejo para más adelante escribir sobre formación específica y sobre algunas de las certificaciones que a mí me parecen más interesantes para comentar. Por supuesto, y como siempre, estaré encantado de recibir comentarios, especialmente si van relacionados con alguna formación o certificación que yo no conozca y que sea interesante obtener.

Todos sabemos lo que es la formación: elevar el nivel de conocimiento a través de contenidos en distintos formatos. Siempre se tiende a asociar formación con cursos, pero creo que es interesante recalcar otros modos de formarse, como por ejemplo:

  • La experiencia, la práctica diaria. Si eres tester y estás trabajando, siempre aprendes algo nuevo. Siempre. Lo importante es “fijar” ese conocimiento para poder explotarlo en el futuro y para que tu nivel de expertise aumente. Yo no soy muy de guardar papelotes y documentación de antiguos proyectos, lo que sí me parece imprescindible es pensar sobre lo que he hecho, sobre cómo lo he hecho y recordar soluciones concretas para poder aplicarlas en el futuro.
  • Libros, artículos de blogs, whitepapers y otros materiales escritos. Otra fuente con la que aumentar el conocimiento y la formación es la lectura. Yo lo tengo fácil por que me gusta mucho leer y leo casi cualquier cosa (al menos empiezo a leer casi cualquier cosa). Quizá los libros me gustan menos por que son más arduos y menos actualizados, es dificil competir con la inmediatez de los blogs y los papers… Eso ya va en gustos, lo importante es leer y estar en contacto con lo que se escribe sobre tu profesión para aprender de ello.
  • Eventos, seminarios, charlas, etc. Igual de interesante que el material escrito, por que permite conocer cómo han resuelto otros testers sus proyectos, con el añadido de la interactividad: puedes preguntarle al ponente sobre esa herramienta, sobre esa dificultad, sobre dudas que te surjan, etc. En este sentido os tengo que recomendar, a los que no lo conozcáis ya el grupo de MadQA en Meetup. En MadQA, además de lo que aporte la ponencia, solemos tener unos corrillos bastante animados donde también surgen experiencias y casos prácticos que podemos considerar como formación.

Los componentes de esta lista podemos considerarlos como “formación alternativa” o autoformación, ya que es uno mismo el que tiene que seleccionar e interpretar los contenidos que necesita para conocer en detalle un tema. Por eso, en mi opinión, la fuente de conocimiento y de formación más importante son los cursos específicos. Haciendo hincapié en lo de específicos por que un curso es algo que viene diseñado e impartido con una finalidad concreta, que es interactivo y que tanto el profesor como el alumno son conscientes de sus roles, del objetivo del curso.

Proximamente, en esta categoría, escribiré sobre algunos de los contenidos que leo habitualmente y que me parecen interesantes para compartir.

, ,